Paseos por Toledo (Voix Vives)

Al amparo de la poesía declamada por multitud de rincones de Toledo y como escusa para ello, «subimos» a fotografiar por nuestra querida ciudad. En Toledo siempre se dice subir al hecho de ir a la zona del casco histórico, quizá por su ubicación en lo alto de un cerro y rodeado por «las siete colinas capitalinas».
El hecho es que ya que estábamos allí había que aprovechar la ocasión y sacar a pasear a nuestras nuevas «niñas», la Olympus de Isabel y mi nuevo modelo de Nikon.
En esas lides me fijé en algún detalle que me llamó la atención, como éste coche de novios justo al lado de la puerta del Mollete de la Catedral:

 

Paseando llegamos hasta el viejo mercado de las betias «sūq ad-dawābb», nuestro entrañable Zocodover. Cámara otra vez a pasear y cuatro fotos que me llevo para casa, tanto de la plaza como de la Calle Comercio (Ancha):

 

 

Lo cierto es que lo de la poesía fue una simple escusa, soy más prosaico… estuvimos un breve lapso de tiempo en la Plaza de Amador de los Ríos, los postes para los toledanos, un par de instantáneas y a seguir paseando.

 

 

Tras un breve refrigerio en un clásico de Toledo, el Lúpulo, paseo por la Calle de las Bulas, Cobertizo de Doncellas y subida al Cerro de la Virgen de Gracia… tras el paseo regreso a casa 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies